Quiénes somos

happy house about us

Happy House es pequeña en escala, pero muy grande de corazón. Lo que hacemos es crear productos divertidos que exploran la innovación en artículos de uso diario, para dar vida a los productos a través de diseños ingeniosos, utilizando nuestro arte distintivo, bello y radiante. El principio sigue siendo válido, aún después de haber pasado 17 años desde el inicio del negocio. Nos encanta crear productos que traigan alegría y felicidad a quienes lo reciben, a las chicas de cualquier nacionalidad, de cualquier edad, ¡aunque es más usual entre las de 6 a 25 años! El objetivo final es crear una sonrisa.

Partimos de un comienzo muy modesto, Tiff (Tiffany Manuell) después de toda una carrera en el campo de la moda, dio un salto de fe para dedicarse a su amor por el arte y el diseño, buscando combinar eso con la creación de tarjetas hechas a mano. Bueno, lo que era hecho a mano pronto necesitó de otros métodos de producción, ya que el negocio creció rápidamente; entonces el amor se extendió con rapidez, y de unas cuantas tiendas en su ciudad natal, Adelaide, llegó a tener una distribución mucho más global en cuestión de un par de años. Lo que distinguió a Happy House sobre los demás del mercado fue el enfoque inventivo en los colores atrevidos y divertidos del producto, y tal vez esa sensación tan australiana del arte. En la actualidad, esta sigue siendo la esencia de la marca y la razón por la que es muy querida en diferentes culturas.

Happy House ha vendido en más de 40 países y en muchas formas: decorando habitaciones con ropa de cama y accesorios; llenando las fiestas de colores vivos con globos y artículos de fiesta; adornando a las chicas con bolsas, ropa y joyería casual; iluminando los días escolares con papelería, mochilas y loncheras; poniendo diversión en las vidas con juguetes y artículos de regalo; ayudando a las niñas a llegar a tiempo con sus relojes y, en general, ¡llenando muchos corazones de color y felicidad!

Happy House es actualmente un negocio de propiedad intelectual con el que se asocian empresas de todo el mundo para fabricar en forma conjunta los productos, siguiendo la filosofía de la diversión radiante, el estilo y el arte original de la marca Happy House. De esta manera, hemos podido hacer un viaje mucho más amplio, a países con los que sólo habíamos soñado. En el futuro esperamos llegar a más chicas, conocer en el camino a más gente alegre y disfrutar de la experiencia de hacer que las cosas sucedan.

Para Tiff el sueño sigue siendo el mismo: crear una sonrisa.